Las soluciones del Internet de las Cosas (IoT, por sus siglas en inglés) se vuelven cada vez más populares en Brasil y en el resto del mundo. Para empezar, las soluciones de mercado van convergiendo hacia una arquitectura básica de IoT, en la que una plataforma en la nube recibe y procesa los datos recopilados por dispositivos simples, como relojes, sensores de ambiente y otros componentes electrónicos. De hecho, en 2017, fue posible seguir de cerca la creación de plataformas y soluciones que pasaron a ser adoptadas por grandes empresas brasileñas, como bancos, operadores de telefonía y, principalmente, minoristas.

En un informe internacional publicado en noviembre, Forrester Research prevé que en 2018 el IoT se convertirá en la espina dorsal del valor entregado al cliente final. Para que esto sea posible, la infraestructura IoT dependerá cada vez más de plataformas y dispositivos especializados en IoT. En este proceso, los desarrolladores tendrán un papel fundamental en la evolución de plataformas y otras iniciativas, y la seguridad seguirá siendo una de las principales preocupaciones de los arquitectos IoT.

En Brasil, algunas soluciones de mercado ya incorporan algoritmos avanzados de análisis de datos en máquinas y servidores antiguos. En 2018, podemos esperar avances significativos en el área de análisis de datos y en la integración de maquinaria heredada dentro del IoT.

A continuación, presentamos las 12 previsiones para el Internet de las Cosas en 2018 en Brasil y en el resto del mundo:

  1. Las soluciones del IoT para el área rural y la industria básica van a despuntar en Brasil

El primer gran factor de impacto en las tendencias para 2018 es el Plan Nacional del IoT. Este estudio, dirigido por BNDES y el Ministerio de Ciencia, Tecnología, Innovaciones y Comunicaciones (MCTIC), fue publicado en el segundo semestre de 2017 tras meses de estudios e interlocución con sectores clave que pueden ser impactados por proyectos del Internet de las cosas.

El levantamiento de datos y análisis de mercado apuntó que los sectores rurales, sostenidos por la agroindustria, y las industrias básicas poseen una alta capacidad de desarrollo, ya que gran parte del PIB nacional se genera en esos sectores. Por otro lado, otras áreas poseen alta demanda y son capaces de abarcar una alta heterogeneidad de soluciones, como el área de salud, las fábricas y el ambiente metropolitano (las ciudades conectadas).

Sobre la base del resultado de este estudio, podemos esperar programas de inversión de BNDES que incentiven nuevos negocios en el área agrícola y en las industrias básicas. En segundo plano, habrá una tendencia a organizar esfuerzos para que las políticas municipales sean más orientadas a soluciones conectadas de IoT, ya sea adoptando alternativas de iluminación pública autonómicas, implementando la recolección inteligente de residuos o mediante el control inteligente del tráfico.

  1. Los servicios basados en voz mejorarán la experiencia del cliente

La complejidad, la amplitud y la calidad de los servicios activados por voz aumentarán en 2018. Esta evolución alcanzará, especialmente, a las grandes empresas estadounidenses listadas en

Fortune 500. Como consecuencia de este avance, los servicios financieros y las aplicaciones que exigen autenticación para realizar cualquier acción quedarán obsoletos.

  1. Las leyes europeas deben permitir la comercialización de datos IoT

Casi la mitad de los analistas de datos de empresas estadounidenses dicen que ya comercializan sus datos, mientras que solo el 38% de Francia y el 38% de Alemania lo hacen. Reconociendo este retraso, la Comisión Europea emitirá orientaciones para incentivar el uso de tecnología avanzada y estimular el ahorro de datos.

En Brasil, todavía no existe ninguna iniciativa para reglamentar la comercialización de datos IoT. Por otro lado, el Proyecto de Ley PL 5276/2016 trata de la comercialización y uso de datos personales, no necesariamente generados en soluciones de IoT. La idea de este proyecto es proteger a los titulares de los datos y, al mismo tiempo, favorecer el uso de informaciones personales  de una manera ética y segura. El proyecto está siendo discutido desde 2016 y puede evolucionar el próximo año, incentivado por el ejemplo dado por la Comisión Europea.

  1. Acciones de marketing comenzarán a aprovechar proyectos IoT

La rápida y creciente adopción de asistentes inteligentes, como el Amazon Alexa o el Google Assistant, abrirán los ojos de los publicistas hacia nuevas formas de interactuar con los clientes. Construyendo una experiencia de marca más íntima, las marcas deben ampliar su estrategia para incluir nuevas interfaces con altavoces y relojes inteligentes.

  1. Los wearables (vestibles) todavía no serán adoptados por todos

En Estados Unidos, deben venderse aproximadamente  12 millones de smartwatches hasta finales de 2018. Sin embargo, Forrester cree que, a diferencia de los teléfonos móviles, los relojes inteligentes todavía deben quedar restringidos a un grupo limitado de personas. En Brasil, los valores de los smartwatches todavía son altos y las ventas aún son modestas, pero ya existen opciones que empiezan a ser más comunes en los grandes centros urbanos.

  1. Los principales casos de uso adoptarán la computación en las "cosas"

Hoy en día, los procesos de negocios se producen principalmente en servidores locales o en la nube. En 2018, veremos un aumento significativo entre las empresas que implementan procesos comerciales que exigen análisis local de datos. Los dispositivos IoT deben pasar a actuar independientemente de los datos generados por ellos mismos. En paralelo, estos dispositivos deben aprovechar la nube para mantener la seguridad, escalabilidad, configuración, implementación y administración de las soluciones.

  1. Los desarrolladores de plataformas IoT saldrán del negocio Infrastructure-as-a-Service (IaaS)

A lo largo de 2017, las principales plataformas de IoT trabajaron para que sus soluciones funcionen en los más importantes proveedores de nube, como AWS, IBM y Microsoft. En 2018, estas plataformas tienden a perfeccionarse para aprovechar al máximo las soluciones de cloud, dado que los servicios de infraestructura se están consolidando con ambientes regulatorios rigurosos y con la creación de sus propias soluciones dirigidas a IoT.

  1. Las plataformas IoT comenzarán a especializarse en facilitar el design y la operación de proyectos

Los arquitectos de soluciones IoT necesitan recursos para la administración, monitoreo y control remoto de dispositivos. Los operadores de negocios de IoT necesitan un software de instrumentación que integre los activos de la empresa en un proceso coherente para que sea posible concentrarse en la ejecución del negocio. Estos profesionales elegirán cada vez más las plataformas IoT que se construyen para satisfacer sus necesidades.

  1. Las plataformas IoT se consolidarán gracias a los algoritmos procesados en los dispositivos

En lugar de utilizar la nube, los nuevos proyectos IoT conducirán el procesamiento y el análisis de datos para los dispositivos. Esto reducirá los costos de ingestión de datos y la latencia de la red.

Así, será cada vez más inusual utilizar plataformas IoT con la capacidad de procesar datos solo en la nube. Y como resulta complejo mantener soluciones que realizan el procesamiento de los datos tanto en los dispositivos como en la nube, los proyectos deberán depender más de grandes plataformas IoT si quieren mantenerse en el mercado en los próximos tres años.

  1. Los desarrolladores buscarán la integración de dispositivos a través de servicios de plataformas de IoT en la nube

La adopción de las plataformas IoT de los proveedores de nube permitirá que los desarrolladores creen soluciones con bajos costos de adopción, prototipado rápido, alcance global, fácil integración con sistemas legados y mantenimiento fácil.

11.El IoT estará en el centro de nuevos ciberataques

Aunque la concientización acerca de la seguridad de IoT está creciendo, la experiencia del cliente, el costo y los requisitos de tiempo de mercado siguen prevaleciendo sobre los requisitos de seguridad. Por eso, el desafío de incorporar fuertes controles de seguridad aún existe y muchos arquitectos dejan la seguridad de lado al colocar proyectos en producción.

Como consecuencia de esta negligencia, habrá más ataques relacionados con el IoT tanto en dispositivos como en la infraestructura de la nube. El principal objetivo será comprometer los sistemas para extraer datos confidenciales recogidos por los sensores y otros dispositivos.

  1. La adopción de IoT basada en blockchain aumentará un 5%

Blockchain aún no está listo para implementaciones a gran escala que exigen confiabilidad, estabilidad e integración con la infraestructura tecnológica existente. Pero, las ideas prometedoras están empezando a surgir y la evolución de las tecnologías de IoT y blockchain impulsará la adopción de esta última en 2018.